Libros

Selecciona tu idioma... Select your language...

martes, 26 de mayo de 2015

Atrévete a responder a los desafíos

Beautiful Clouds over the Grand Canyon
Foto por Diana Robinson (Creative Commons)
Hace unos días, leía un tweet de alguien que hablaba acerca de los nuevos servicios de almacenamiento y gestión de datos en la nube ofrecidos por Movistar. Creo que mi reacción fue más impulsiva que meditada y le contesté a la persona que hablaba sobre estos temas que habían servicios tecnológicamente más avanzados, más económicos y más versátiles. Realmente no conocía el servicio de Movistar, pero tengo experiencia a nivel personal y profesional en otros servicios y tal vez me dejé llevar por una mezcla de ignorancia e impulso ante la inmediatez de Twitter.

El caso es que sorprendentemente recibí una respuesta de Diego Rodríguez de Desarrollo de Negocio Cloud, invitándome a probar el servicio en modo demo, para conocer las bondades de Movistar en la nube.


Seguimos la conversación a través de mensaje directo, donde le comenté la posibilidad de probar tranquilamente el sistema y hacer algún comentario sobre ello en este blog. Le dejé mi dirección de correo electrónico y un par de días después recibí un amplio email donde se me informaba de todas las capacidades de este sistema y se me daba una clave provisional de acceso para probarlo gratuitamente.

Realmente aún no he tenido tiempo de ponerme a analizarlo (lo haré a lo largo de esta semana), pero me ha asombrado la actitud solícita para demostrar las bondades de sus servicios.

Otras empresas y/o personas no habrían reaccionado invitándome a probar sus servicios, sino que ni siquiera habrían respondido a mis comentarios.

Realmente asegurar los clientes satisfechos y que ya son partidarios de nuestros productos o servicios, o incluso que tienen una opinión neutra está bien, pero tener la capacidad de conseguir que un potencial cliente que critica nuestros productos llegue a conocerlos adecuadamente y tal vez a amarlos tiene mucho mérito y requiere de altas habilidades sociales y calma para conectar con aquel que critica nuestro producto, aún sin conocerlo.

Es como el promotor que está en el supermercado con una bandeja de queso para que lo pruebes. Posiblemente nunca se te habría ocurrido probarlo porque tendrías que comprarlo, pero tal vez si te lo ofrecen son una sonrisa en la cara (en mi caso con un amable tweet) estés mucho más receptivo a probarlo.

Ni siquiera he probado el servicio, pero la actitud ya me gusta...

Más abajo dejo los tweets con hashtag #GoToCloud donde podréis ver más información sobre estos servicios de Movistar y lo que se dice en las redes sobre ellos.

En los próximos días me conectaré y probaré todas las posibilidades que ofrece y escribiré otro artículo, ahora con conocimiento.



miércoles, 20 de mayo de 2015

GRATIS todos mis libros durante 24 horas

Sunday: last little free library I visited this weekend, this one on the northeast side of Calgary in Martindale. Dropped off some of my late Uncle’s books here as well. When my Uncle Cal passed away I inherited his collection of books. My Uncle was a vor
Foto por Jack Hope (Creative Commons)

Con motivo de la primera edición del streaming de 5 Senses Social Media, mis cinco libros estarán disponibles GRATIS en formato electrónico a partir de las 10:00 de la mañana del domingo 24 de Mayo hasta las 10:00 de la mañana del lunes 25 de mayo (Horario Madrid, España).

No pierdas esta oportunidad de leer mis libros GRATIS y deja tu opinión en Amazon.

Descarga los libros desde este enlace a partir del domingo: http://author.to/franciscohurtado

Instrucciones para leer en tu teléfono, ordenador o tablet

martes, 19 de mayo de 2015

5 Senses Social Media - ¿Lo sientes?

Virtual Learning Center Videoconference Kickoff
Foto por Rebecca Morrison (Creative Commons)
Hace ya meses que volví a mis andanzas a través de las redes sociales. Después de muchos años en Facebook, que personalmente considero un patio de vecinas, me había dado de baja y había conseguido (no sin antes muchos problemas) eliminar todos mis datos de esa red social que tiene la mala costumbre de quedarse con todos tus datos, fotografías y vídeos "por si te arrepientes de tu decisión"...

Empecé mi andadura en Twitter con un perfil mucho más profesional y como medio de difusión de los artículos de un blog (éste) que tenía abandonado desde hacía muchos años. Empecé a escribirlo en el año 2010, pero realmente no le daba difusión ni prestaba especial atención. Con un poco de trabajo, en especial a partir del año 2014, las cosas empezaron a cambiar en mi blog.



Descubrí entonces en Twitter una herramienta publicitaria maravillosa y dediqué mucho de mi tiempo y mi esfuerzo a darme a conocer como profesional de las ventas, el marketing y las relaciones dentro de la empresa. Ahora puedo decir con orgullo que tengo más de 30.000 seguidores, una alta puntuación en Klout, y que además he hecho nuevas amistades en todo el mundo (lo más importante de todo).

Poco a poco dicen que las personas con intereses comunes se atraen, y conocí a +Jose Noblejas y a +Paula Ibañez por separado. Un buen día +Jose Noblejas me presentó a +Cinta Martinez y a +Natalia Ferreira Ospina ... el círculo se iba ampliando.

No hace muchos días, un mes escaso, +Jose Noblejas nos propuso a todos colaborar en un proyecto, a través de su agencia de social media marketing, para dar a conocer nuestros conocimientos y también los conocimientos de otros  profesionales de los más variados perfiles con un objetivo común: las redes sociales y los medios electrónicos como herramienta empresarial.

Elegimos un nombre que nos definiera y ya que somos cinco pensamos por un momento en los cinco mosqueteros pero luego cambiamos de idea... Si la idea era transmitir sentimientos, nuestro nombre sería 5 Senses Social Media. Ya puedes seguirnos en Twitter y en Google Plus.

Aquí cabe de todo: desde las redes sociales puramente, hasta otras herramientas que se utilizan en la empresa. Para ello contaremos durante una charla online en vídeo cada semana con un profesional de reconocido historial al que plantearemos nuestras propias dudas, y también las dudas que recibamos a través de Twitter durante la semana.

Para empezar haremos un poco de endogamia informativa y durante cinco semanas iremos rotando para que nos conozcáis mejor a cada uno de nosotros.

El próximo domingo calentamos motores y empezamos nuestra andadura con una charla en directo y en diferido también con +Jose Noblejas que nos hablará de redes sociales, cómo impactar al usuario y branding.

Queremos que esto sea una relación bidireccional y para saber qué queréis saber podéis plantear vuestras dudas mediante el hashtag #5SSM1 a través de Twitter. Plantead cualquier duda que tengáis sobre las redes sociales y el domingo +Jose Noblejas comentará sobre todo lo que nos hayáis preguntado.

En este pequeño widget puedes ver en directo lo que la gente va preguntando...




La charla será en directo el domingo a las 19:00 horas (hora española Madrid) y puedes verla desde Youtube en este enlace https://youtu.be/EBmlKqKEJD4 y también tienes el vídeo incrustado en esta página al final para mayor comodidad.

Si no llegas a tiempo, puedes verla en diferido en el mismo enlace en cuanto Youtube la haya procesado (una media hora después de que haya terminado la charla en directo).

Los cinco componentes de 5SSM estamos muy ilusionados con el proyecto y será para nosotros un honor contar con vuestra asistencia al evento.

lunes, 18 de mayo de 2015

Las contraseñas son como la ropa interior

27/365 - Postmodern Sleeping Beauty
Foto por Helga Weber (Creative Commons)
Hace algún tiempo un amigo conocedor de temas de seguridad informática me dijo que lo único que separaba mis pertenencias de los ladrones era la puerta de mi casa, y que la contraseña de mis cuentas es esa puerta. Cuando más fina sea esa puerta y más débil sea la madera, más fácil será para los ladrones robar mis cosas.

En una época como la actual donde el crimen digital está a la orden del día, tenemos que tener especial precaución en tener una buena puerta brindada, una cerradura adecuada y una alarma que nos avise cuando alguien haya penetrado en nuestro hogar.

Personalmente utilizo una clave generada aleatoriamente por una aplicación que te permite cambiarlas fácilmente y con frecuencia, y genera claves que incluyan números, letras y signos de puntuación, para hacerlas más fuertes y difíciles de adivinar.

Por otra parte, tanto Google como Twitter y muchas más web te permiten generar lo que se llama un sistema de verificación en dos pasos. Cuando intentas entrar en un nuevo ordenador o dispositivo móvil desde el que nunca habías accedido, te solicita una segunda clave. Esta segunda clave en el caso de Google puedes generarla desde tu teléfono móvil, o bien llevar en la cartera una pequeña lista con unas cuantas claves que irán caducando conforme las uses. En el caso de Twitter puedes hacerlo de dos formas: autorizar desde la aplicación de Twitter de tu móvil o enviando un mensaje de texto a tu teléfono móvil.

Imagina que alguien te ve teclear tu clave en un lugar público (una biblioteca por ejemplo). En este caso, aunque intentase entrar con tu clave correcta, no podría seguir adelante porque sería necesaria la segunda clave.

Por otra parte, aplicaciones como Google te permiten establecer alertas de comportamiento sospechoso. Por ejemplo, si alguien inicia sesión en tu cuenta Google desde otro dispositivo lejano, una alerta te llegará por email indicándote que revises lo que ocurre y compruebes si es correcto o no... en caso de que se trate de un comportamiento inseguro, te permite cerrar la sesión de forma remota y/o cambiar tus claves.

Sobre todo no olvides que las contraseñas son como la ropa interior:
  1. No las enseñes a los extraños.
  2. Hay que cambiarlas regularmente.
  3. No se las prestes a nadie, ni a tus amigos.
Aquí algunos enlaces interesantes sobre este tema de la seguridad de nuestras cuentas:

sábado, 16 de mayo de 2015

Hoy no es tu día...

Bus driving fail in northwest
Foto por Sam Beebe (Creative Commons)
Hace unos meses un amigo que está preparando unas oposiciones me llamó para decirme que se sentía especialmente cansado y que no era capaz de memorizar nada. Estaba desanimado y casi a punto de rendirse. Dedicaba muchas horas al día al estudio, pero ese día estaba atascado completamente.

- ¿Pero llevas mucho tiempo preparándolas, no? - le pregunté.
- Sí, pero hoy no doy una. Me siento cansado y no soy capaz de organizar ideas.
- Deberías descansar durante un par de días.
- Creo que voy a dejar las oposiciones. - dijo desanimado.
- ¿Y si sólo se trata de un mal día? A lo mejor mañana estás al 100% de nuevo. Descansa un par de días. Vete a la playa y deja los apuntes en casa. Sal a dar paseos y no pienses en los estudios. Ya tendrás tiempo cuando hayas repuesto fuerzas. El cerebro necesita tiempo para descansar y organizar pensamientos de forma subconsciente. La única forma que tiene que decirte que necesita un respiro es mediante los fallos.

Mi amigo se marchó un par de días a la playa. Aunque era invierno, dio largos paseos por la mañana temprano para ver el amanecer mientras escuchaba su música favorita.

A la vuelta a la ciudad me llamó para agradecerme mi consejo y me comentó que estaba de nuevo cargado de energía.

Nuestro cerebro necesita de sueño y tiempo de descanso para reponer fuerzas. Realmente el cerebro no descansa nunca, pero en el tiempo de sueño y descanso se encarga de reorganizar los pensamientos y estímulos que recibe a lo largo del día. Muchos de los pensamientos que llamamos "premoniciones" o "presentimientos" no son nada más que conclusiones a estímulos que nuestro inconsciente ha percibido y que nuestro cerebro procesa, dándonos respuestas que no sabemos que tenemos.

Por esto, es especialmente importante tomarse un tiempo para tomar decisiones como por ejemplo dejar ese proyecto que llevas entre manos simplemente porque has tenido un mal día. Debes de evaluar si realmente es algo que no vas a ser capaz de hacer o simplemente se trata de que has tenido un mal día.

Si después de ese tiempo de meditación has llegado a la conclusión de dejarlo, adelante, pero no lo hagas de forma precipitada.

viernes, 15 de mayo de 2015

El valor de un empleado: el factor humano

California Clean Tech Open
Foto por Steve Jurvetson (Creative Commons)
Hace pocos días un amigo ha tenido que despedir, muy a su pesar, a una persona de su empresa. Tuvimos una corta conversación sobre cómo percibía yo, como cliente, a su empleado, y esto me ha hecho pensar sobre la verdadera rentabilidad, tangible e intangible de un empleado.

Normalmente las empresas suelen basarse en números y no es difícil escuchar en ocasiones a empleados de grandes empresas, especialmente, decir que "para alguien que está a miles de kilómetros, al final sólo somos un número".

La rentabilidad del empleado se puede evaluar de muchas maneras, como por ejemplo el número de unidades vendidas, de contratos firmados, de rentabilidad neta conseguida, etc. Sin embargo hay un factor que se escapa a todas estas evaluaciones económicas: el factor humano.

Podemos decir que los números están bien, y representan la ganancia de la empresa en términos económicos, pero luego hay algo que no podemos valorar, al menos de forma económica, y que es el valor del empleado como elemento de relación, nexo y unión entre otras personas.

Todos hemos conocido a personas que trabajan en una empresa y aportan un clima positivo en el ambiente laboral, independientemente de su rentabilidad económica directa, seguramente con ese clima positivo, influyen en el rendimiento de los demás favoreciendo más horas de trabajo.

Sin embargo, también hemos conocido a personas hurañas y malencaradas capaces de convertir el más soleado de los días en gris. Aunque estas últimas personas generen grandes ingresos en la empresa, es más que probable que contribuyan también a empeorar el clima de trabajo a su alrededor.

En cuanto a las relaciones yo siempre distingo claramente las relaciones con los elementos externos (clientes y proveedores) y con los elementos internos (compañeros de trabajo).

Antes de tomar una decisión sobre el futuro de un empleado debes de tener en cuenta estos tres factores: rentabilidad económica, relaciones internas y relaciones externas.

Hace algún tiempo me contaron la historia de un gimnasio perteneciente a una gran cadena nacional. El hecho es que de un día para otro despidieron al encargado de ese centro: una persona agradable y servicial, atenta a los detalles, pero que no llegaba a los ambiciosos objetivos de ventas y rentabilidad de la cadena. Cuando los clientes se fueron enterando de que habían despedido a esta buena persona que se encargaba de ellos de forma adecuada, el hecho es que en menos de seis meses perdieron a la mitad de la clientela. Por muchas ofertas que hicieron para incorporar a nuevos clientes, el nuevo encargado no tenía ni de lejos el don de gentes del anterior. El mal clima terminó por afectar al resto de empleados que bajaron su rendimiento ante las quejas de los clientes y finalmente el centro acabó por cerrar.

Cuando tengas que tomar una decisión sobre el futuro de uno de tus empleados no te quedes solo en los números y valora también el factor humano y cómo afectará al resto del delicado ecosistema empresarial.

jueves, 7 de mayo de 2015

Reponer energías: Power Nap


La siesta es algo que conocemos en España, pero por supuesto, los americanos tienen que darle su toque especial... Para eso se han inventado el concepto de "Power Nap" que no es sino una siesta corta que se supone eleva tu nivel de alerta, creatividad y te permite trabajar mejor.

Mi buena amiga Paula Ibañez es muy partidaria de todo lo que permite aumentar la creatividad y el rendimiento de nuestros cerebros, desde aromaterapia, pasando por el coaching, y el otro día comentábamos el tema de las siestas. A raiz de esta conversación me mandó la foto de su gato durmiendo, que simboliza muy claramente el tema de esta post.

Aún recuerdo algún familiar que en verano se echaba las siestas de dos horas con pijama, en la cama, persianas cerradas y aire acondicionado.

Es cierto que una pequeña siesta, entre 10 y 40 minutos después de comer puede ayudarte a hacer mejor la digestión y además proporcionarte un pequeño descanso que haga que tu cerebro descanse un ratito. Algunas empresas han incorporado en sus instalaciones salas para este fin, y en algunos colegios los niños también pueden dormir después de comer en hamacas para rendir más durante la tarde.

Hace ya algún tiempo que para este menester se han creado diferentes aplicaciones que os ayudarán a controlar el tiempo de sueño y la calidad del mismo. Aquí os paso el listado de algunas de ellas:

- PowerNap - https://play.google.com/store/apps/details?id=com.leahforeman.powernap
- Smart Power Nap - https://play.google.com/store/apps/details?id=com.brianysu.smartpowernap
- y muchas más en este enlace. https://play.google.com/store/search?q=power%20nap&c=apps

Probad varias y elegid cuál es vuestra favorita.

La envidia es el recurso de aquellos que no tienen coraje

Envidia / Envy: Eyes don't lie
Foto por Gabriel S. Delgado C. (Creative Commons)

Hace unos días tomaba un café con un amigo que también entró en el mundo de los blogs y que hace poco editó su primer libro. Me estuvo comentando la actitud en general de su círculo más cercano, que le apoyaba en sus actividades, además de mostrarle su cercanía y hacerle sugerencias constructivas.

Sin embargo, un jueves de hace un par de semanas tuvo un encuentro con un antiguo compañero de Universidad que le resultó desconcertante.

Resumiendo bastante, podemos decir que su compañero le echó en cara su éxito profesional y en sus trabajos en internet. Más o menos venía a decir que había tenido mucha suerte y que realmente dudaba de si merecía el éxito que tenía. En un momento de la conversación mi amigo intentó cambiar el tema de la conversación y trató de hacer entender a su compañero que lo único necesario para conseguir tus sueños era trabajo duro y sobre todo establecer prioridades en la vida.

Su compañero de Universidad le volvía a rebatir argumentando al difuso concepto de "suerte en la vida". Hablaba continuamente de que había terminado su carrera (cosa que mi amigo no había hecho) y sin embargo engrosaba las listas del paro, saltando en trabajos esporádicos donde solía durar poco tiempo, según él porque sus jefes le cogían manía y le echaban enseguida.

Ya que no había nada constructivo en esa conversación, mi amigo decidió despedirse educadamente deseándole la mejor de las "suertes en la vida" y animándole a empezar a trabajar en un plan de vida con objetivos alcanzables a corto plazo en ese mismo fin de semana.

La respuesta de su amigo dio la explicación a toda la conversación.

- Pero, tío, ¿qué dices? Este fin de semana voy a un festival de música y me pienso pasar todo el fin de semana borracho... Yo creo que para el miércoles ya estaré recuperado. No me hagas pensar.

La respuesta de mi amigo sólo pudo ser una:

- Pásalo bien. Hasta luego.

Cuando mi amigo me contaba esta anécdota, me acordé de un artículo que escribí hace algún tiempo "Ready to rumble? ¿Estás preparado?".

Establecer prioridades en la vida es fundamental. Organiza toda tu vida en torno a tus prioridades y no hagas cosas que vayan contra ellas. Si aún así, es tu decisión hacer cosas que vayan contra tus objetivos, no digas que la culpa es de la mala suerte ni culpes a aquellos que si que tienen el coraje de establecer sus prioridades y dirigirse a ellas.

domingo, 3 de mayo de 2015

Charlas motivadoras: la conexión es el secreto

Satya Nadella
Foto por Buphinder Nayyar (Creative Commons)

Hoy me ha sorprendido Twitter: una persona a la que admiro por su trabajo me ha comentado que está preparando algunas charlas para motivar en empresas y me ha preguntado qué consejos podría darle para la elaboración previa y el desarrollo de las charlas.

A la hora de elaborar charlas motivaciones tenemos que tener en cuenta que se trata de enamorar, conquistar a nuestros oyentes. Para enamorar lo mejor es elaborar una historia mediante la cual enlacemos nuestro mensaje con esa persona o personas. Hay que conseguir que la persona haga suyo el mensaje que queremos compartir.

En el caso de una empresa, por ejemplo, habrá que intentar averiguar todo lo que podamos sobre esa empresa: orígenes, fases críticas, evolución en el tiempo, situación actual, etc. Intentemos enlazar la historia de la empresa con el mensaje que queremos transmitir. Lo ideal es tener claro un discurso o una idea que queremos transmitir y luego adecuarla todo lo necesario a la empresa a quien nos dirijamos.

Una vez que tengamos esa idea clara de la unión entre "historia empresarial" - "idea a transmitir" no está de más hacer una primera reunión con alguien de la empresa que pueda orientarnos sobre si la unión es correcta o no. Tal vez haya algún detalle de la historia que no se nos haya contado.

Si por ejemplo, en una empresa acaban de perder hace poco a un cargo directivo, no es elegante hablar sobre que nadie es imprescindible, o al menos hay que hacerlo con cierto tacto para no herir sensibilidades. Construiremos un primer discurso "casi" definitivo. Con este primer discurso, podemos dirigirnos a una segunda reunión con nuestro enlace en la empresa para comprobar que todos los puntos son adecuados a la empresa.

También es posible que la empresa esté especialmente interesada en que se trate algún tema. Por ejemplo, un amigo tuvo que dar una charla en una empresa que iba a ser comprada por otra. El punto que la empresa quería que se tocase era la supervivencia y cómo a veces hay que tomar decisiones difíciles y salir de la zona de confort para seguir adelante.

Las bromas y chistes pueden estar bien, pero hay que tener en cuenta que no estamos en un monólogo cómico, sino que la esencia de la charla está en transmitir el mensaje. El humor debe de ser un instrumento, pero no el fin.

El secreto último de las charlas motivadoras está en establecer un nexo con quien tenemos enfrente... básicamente como en todo en la vida.

Entradas populares